UN AÑITO…

Sí, parecía que no había pasado tanto tiempo… hoy hace una año, mi querido perro abandonó este mundo. El pobre Lagun, a sus 16 años bien llevados hasta el día anterior, no fue nunca el clásico perro. Mal genio (menos conmigo), peleón con otros cánidos, vencedor de tantos y tantos combates,… Con todas las anécdotas vividas con él, no me bastaría con un sólo libro para contarlas.
 
En fin, que acordarme de ello me hace estar un poco plof, ya sé que sólo era un perro, pero era MI perro, con el que pasé buenos y malos momentos en mi adolescencia.
 
Un recuerdo para el perro "vikingo"… ¡cómo le echo en falta!
Anuncios

~ por Sir Worth en 24 octubre, 2007.

7 comentarios to “UN AÑITO…”

  1. Pobrecito, siento su perdida. Al menos te llevas los buenos recuerdos, esos siempre quedan muy cerquita del corazón.
    Animate. Un besito. 😉
     

  2. Gracias, maja; fue irme de casa… y al de un mes, zas! Y por mucho  que lo asumas, cuando llega el momento…

  3. Te entiendo perfectamente, yo he dejado a mi perro en casa al venirme a Barcelona, pero cuando se muera… creo que me hartaré a llorar. Siento tu pérdida, sé lo que es querer mucho a un animal.
     
    (Por cierto, primer comentario en tu blog)

  4. Te entiendo perfectamente, yo he dejado a mi perro en casa al venirme a Barcelona, pero cuando se muera… creo que me hartaré a llorar. Siento tu pérdida, sé lo que es querer mucho a un animal.
     
    (Por cierto, primer comentario en tu blog)

  5. Te entiendo perfectamente, yo he dejado a mi perro en casa al venirme a Barcelona, pero cuando se muera… creo que me hartaré a llorar. Siento tu pérdida, sé lo que es querer mucho a un animal.
     
    (Por cierto, primer comentario en tu blog)

  6. Te entiendo perfectamente, yo he dejado a mi perro en casa al venirme a Barcelona, pero cuando se muera… creo que me hartaré a llorar. Siento tu pérdida, sé lo que es querer mucho a un animal.
     
    (Por cierto, primer comentario en tu blog)

  7. Dios, como te comprendo Sir. Me ha ocurrido lo mismo. El 5 de junio de 2006, mi perra Tana, un labrador negro, me dejó. Murió a los 14 años, victima de un tumor mamario. No murió por si sola, tuvimos que sacrificarla debido a que estaba sufriendo lo inimaginable. Me costó muchisimo tomar esa desición, pero fue la acertada. ES muy duro llevar a sacrificar a tu perro despues de haber estado junto a el 14 años. Lloré como un niño chico en la veterinaria cuando le pusieron la inyección. Estuve varios dias mal, pues quien ha tenido un perro, sabe lo que se siente. Para mi era más que un animal. Era mi  Tana, mi perrita, mi reina. Aún aveces siento su perdida y me deprimo un poquillo. Mi familia al ver mi estado, me regalaron otro labrador, esta vez de color chocolate, tambien hembra. Le puse Dama. Ya tiene un año y medio, y la verdad es que me ha ayudado mucho a sobreponerme de la perdida de mi otra perra.  En fin, soy un amante de los perros,
    un saludo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: